La guía definitiva para comprar un televisor y qué modelos recomendamos

que televisor comprar

Cuando vas a hacer un desembolso importante como es la compra de una televisión debes informarte de las últimas tecnologías que están saliendo al mercado y sobre cómo se encuentra el panorama actual del mundo audiovisual.

Por eso, en este artículo te explicamos todo lo que debes saber antes de preguntarte qué televisor comprar y cuales son los modelos que más te recomendamos en función del rango de precios, que van desde los 300 euros hasta los 5.000 euros.

Vamos a ofrecerte toda la información para que puedas disfrutar de una TV que sea de calidad y con características avanzadas. La siguiente es una de las comparativas de televisores más extensa de Internet y una gran guía de las últimas características y funcionalidades.

Qué características son las más importantes a la hora de comprar un televisor

¿Cómo elegir un televisor? ¿Qué Smart TV comprar?. No te preocupes porque hemos preparado para ti una guía para comprar una TV nueva. Siempre debes tener en cuenta los siguientes puntos que te vamos a explicar:

1. ¿Cuál es tu presupuesto?

Lo primero que tienes que pensar es la cantidad de dinero que puedes permitirte gastar en un nuevo televisor, ya que hay de casi cualquier precio y para todos los gustos. Si partes de un presupuesto límite te será mucho más fácil elegir tu TV ideal, ya que podrás descartar un gran número de tecnologías y acotar mucho mejor tu búsqueda.

En nuestro caso hemos elegido dos televisores para cada uno de los siguientes rangos de precios:

  1. De 300 a 500 euros
  2. De 500 a 1.000 euros
  3. De 1.000 a 2.000 euros
  4. De 2.000 a 5.000 euros

Ten en cuenta que los televisores son uno de los dispositivos electrónicos más longevos que tiene una casa, ya que de media cambiamos la televisión cada 7 u 8 años, por lo que invertir en una buena TV que ofrezca unas características interesantes y no quede obsoleta en poco tiempo es totalmente imprescindible.

La comparativa está al final del artículo y es muy completa, pero para que seas capaz de decidir por ti mismo vamos a hablarte de cada una de las características importantes que debes tener en cuenta a la hora de comprar un televisor:

2. La pantalla de la TV

guía de compra de tv

Lo primero en lo que debes fijarte es en la profundidad de color o número de bits del panel. Actualmente tienes dos posibilidades para elegir televisor: las pantallas de 8 bits y las de 10 bits. Los modelos de gama alta que son los que tienen 10 bits y son capaces de reproducir más colores diferentes:

  • Paneles de 10 bits: 1.073 millones colores
  • Paneles de 8 bits: 16,7 millones de colores 

La diferencia de colores es enorme, por lo que los televisores 4k y 8k, que son los que ofrecen mayor resolución e imágenes más reales, salen muy beneficiados por tener el panel de 10 bits.

Pero además del número de bits, las pantallas tienen diferentes tipos de tecnología. Como bien sabes hay varias posibilidades entre las que se encuentran: OLED, LED, LCD, QLED o NanoCell. Cada una tiene sus puntos fuertes y débiles.

Pantalla LCD

Es la tecnología que surgió primero y que consiste en cristales líquidos colocados entre dos capas de cristales polarizados a forma de sándwich. La calidad de los colores es inferior al resto de paneles y suele decirse que el negro es menos puro. Además, consumen más energía que el resto de paneles.

A pesar de estos inconvenientes las televisiones con este tipo de panel siguen siendo de las más vendidas hoy en día ya que tienen la ventaja de ser las más económicas.

Pantalla LED

Son aquellas pantallas que en ver de tener una única fuente de luz incorporan un sistema que retroilumina la pantalla mediante cristales líquidos como tienen los móviles. Este sistema ayuda a ahorrar casi un 40% de energía respecto a otras tecnologías y eso hoy en día es un ahorro muy grande en la factura de la luz de cualquier hogar.

Pero todavía se puede hacer una diferenciación mayor, ya que existen dos tipos LED como son el Edge LED y el Direct LED:

Los televisores Edge LED disponen los leds en el borde de la pantalla lo que hace los negros sean menos profundos pero la ventaja es que permiten tener pantallas finas, un menor consumo eléctrico y unos colores muy vivos en definitiva es lo que ofrece los led. Por otro lado los modelos con Direct LED disponen tienen leds por toda la pantalla que mejoran la uniformidad de la imagen pero su lado negativo es que pierden contraste. Sus colores negros disponen de mayor profundidad pero en las zonas de mayor claridad no hay tanta definición.

Pantalla OLED

Sin duda es la tecnología que podemos encontrar en los modelos de televisores avanzados. Esta técnica consiste en un diodo que emite luz y que enciende y apaga cada uno de los píxeles de la televisión para formar una imagen increíblemente nítida. Cada píxel de la pantalla se ilumina de forma independiente.

Sus principales características técnicas son su inigualable calidad de colores y el buen grado de contraste de la imagen. Además, la profundidad y precisión del color negro es la mejor de todas.

Otra nota positiva que juega a favor de los televisores OLED es que tiene un rango de visión mucho mayor que en los televisores LED o LCD. Sus ángulos de visionado en los que no hay pérdida de calidad son muy grandes, ya que podemos estar hablando de 30 o 40 grados.

Pantalla QLED

Las pantallas de tipo QLED salieron al mercado hace pocos años y consisten en nanocristales de muy reducido tamaño que emiten luz y que iluminan cada píxel por separado. La calidad es mayor que con las OLED pero los negros son menos puros y el ángulo de visión es menor.

Según la web especializada rtings.com la comparación de QLED, OLED y LED es la siguiente:

Pantallas NanoCell

Son la tecnología más puntera en cuanto a tipos de pantalla de televisión y su patente es propiedad de la empresa LG. Lo novedoso es que estas pantallas tienen una capa intermedia que está formada por pequeños filtros de 1 nanómetro de tamaño que interpretan la imagen global que se muestra en el televisor.

El resultado es una pantalla que mejora la calidad de los colores y hace que no haya pérdida al incrementar el ángulo de visión. Además, las imágenes son mucho más reales que en el QLED.

3. Resoluciones: HD, 1080p, 4k y 8k

resoluciones smart tv

Los tipos de televisores según sus resoluciones que podemos encontrar son:

  • HD Ready: Ofrece 720 líneas de imagen horizontales en tu televisor. Una resolución suficiente para TVs de hasta 30 pulgadas.
  • Full HD: Ofrece 1080 líneas horizontales y es perfecta para televisores de hasta 40 pulgadas.
  • 4K: Es un formato de vídeo digital que ofrece más de 4000 líneas y actualmente la que puedes encontrar en los modelos top.
  • 8K: Lo mejor de lo mejor, ya que tendrás más de 8000 líneas horizontales. Perfecto para televisores de gran tamaño.

Para que te hagas una idea, la comparativa real del número de píxeles disponible en cada resolución es la siguiente:

comparativa de resoluciones

Hasta hace algunos años lo mejor que podían ofrecerte los televisores de gama alta eran las resoluciones HD Ready, HD o Full HD pero hoy en día han quedado completamente obsoletas. Actualmente se están imponiendo los televisores con resolución 4K y 8K, ya que la diferencia de calidad de imagen es enorme, sobre todo en pantallas grandes por encima de las 50 pulgadas, por lo que este tipo de tecnologías son ideales para la televisión principal de la casa que suele ser la de mayor tamaño.

En cambio, en pequeñas habitaciones de la casa, en dormitorios o en la cocina las teles con resolución Full HD siguen siendo una opción perfecta, pues esas teles son de menor tamaño y si ponemos una con resolución 4K y 8K apenas se apreciaría la diferencia.

4. Contraste de la TV

hdr

Si quieres imágenes de calidad y con realismo es importante que tu televisor tenga compatibilidad con el estándar HDR o Alto Rango Dinámico. Esto ofrece un mayor contraste entre las zonas más claras y las oscuras de tu televisor en las emisiones que se hagan en este formato. La diferencia de calidad es muy grande ya que hace que las imágenes sean mucho más brillantes y realistas.

La información para la reproducción del HDR está contenida en los metadatos que llegan a la TV junto con los fotogramas. Cuando estos datos son estáticos el color y la luminosidad del fotograma son los mismos para todas las partes de la pantalla, en cambio, si estos metadatos son dinámicos y los puede reproducir la televisión verás colores más vivos y con diferentes niveles de exposición.

Eso sí, dentro de la tecnología HDR podemos diferenciar varios tipos que tienen características distintas:

HDR10: Es el estándar más utilizado porque es libre y porque es el que tiene una menor exigencia de hardware ya que los metadatos son estáticos. Es suficiente con que el panel tenga 10 bits de profundidad de color.

HDR10+: Este formato es la evolución del HDR10 y ofrece una calidad de imagen superior. Utiliza metadatos dinámicos por lo que el contraste es mejor que en el caso anterior. Los requisitos para que una TV puede utilizarlo es que tenga un panel de al menos 10 bits y pueda ofrecer un brillo de 1000 nits. Puedes encontrar contenido en este formato en los discos Blue-Ray y en plataformas de streaming como Netflix o Amazon Prime Video.

HDR HLG: La principal ventaja de este estándar es que mejora la calidad de la imagen en emisiones de televisión, por lo que podrás disfrutar de la mejora que proporciona en muchos más casos que los dos formatos anteriores. Hoy en día la mayoría de fabricantes ofrecen modelos que tienen compatibilidad con esta tecnología.

Dolby Vision: Es el sistema más avanzado y el que ofrece un mayor contraste de imagen, ya que es compatible con paneles de 12 bits de profundidad de color y con hasta 10.000 nits de luminosidad. El problema es que actualmente no hay televisores tan potentes por lo que no podemos sacarle máximo partido.

5. Baja latencia y tiempo de respuesta

latencia en smart tv

Son las dos características más importantes que debe tener un televisor si vamos a utilizarlo para jugar por lo que deberemos prestar mucha atención a que el valor de estos dos parámetros sea lo más bajo posible.

Por un lado tenemos la latencia, que no es otra cosa que el tiempo que transcurre desde que realizamos una acción con el teclado o mando de nuestra consola hasta que se muestra en la pantalla del televisor. Este retardo se mide en milisegundos y es muy importante en juegos online en los que competimos con otras personas, sobre todo en videojuegos en los que necesitamos reaccionar rápidamente como en shooters tipo Counter Strike o juegos como el League of Legends.

En cambio, el tiempo de respuesta está relacionado con la rapidez con la que un televisor cambia de color los píxeles de la pantalla. Un tiempo de respuesta alto provocará desenfoques y poca nitidez en las imágenes que tienen movimiento y cambios bruscos de dirección. Los televisores con menor desenfoque son los QLED (por debajo de 5 ms), por lo que ofrecen una experiencia de juego muy superior al resto de tecnologías.

Tiempos de respuesta altos hará que se vean sombras, zonas con poca nitidez o estelas que hagan que nuestra experiencia de juego sea realmente mala.

6. Tasa de refresco

tasa de refresco de una tv

Podría decirse que la tasa de refresco es proporcional a la cantidad de imágenes por segundo que es capaz de proporcionar la televisión. Un número mayor significa mejor fluidez del visionado. Los valores más comunes oscilan entre los 50 Hz y los 200 Hz, aunque en casos excepcionales hay dispositivos que pueden alcanzar los 600 Hz.

Donde se nota una mayor tasa de refresco es en programas con movimientos rápidos de los elementos que se ven o de la cámara en sí. Por ejemplo, en deportes como el fútbol o baloncesto una tasa de más de 100 Hz es lo recomendado. Si por el contrario vas a utilizar la televisión para ver concursos o telediarios te dará prácticamente lo mismo tener una tasa de refresco alta o baja.

7. La mayor conectividad posible

comprar una tv con buena conectividad

Tener un centro de ocio centralizado está siendo una de las prioridades de las marcas de electrónica, como Sony o Panasonic, de forma que sea todo mucho más cómodo y barato. Por eso la conectividad entre todos los elementos audiovisuales es cada vez más importante y la conectividad se está convirtiendo en un parámetro fundamental que hay que tener en cuenta cuando vamos a comprar un televisor.

Hoy en día se necesita un conexionado moderno, wireless y que sea capaz de mover gran cantidad e información. Actualmente tener puertos HDMI, Ethernet, USB y Wifi es algo casi obligado para cualquier televisión de gama media del mercado. Un plus sería tener conexión Bluetooth para conectar dispositivos como teléfonos móviles o accesorios como cascos para el audio y video.

Wifi: Es la mejor forma de conectarse a Internet sin la necesidad de tener una conexión mediante cable; algo muy interesante porque ayuda a colocar el televisor en cualquier parte del hogar sin problema alguno.

HDMI: El conector HDMI es uno de los más rápidos actualmente y es imprescindible si queremos conectar videoconsolas a la TV, DVD o discos duros multimedia. Lo ideal es que las televisiones dispongan de al menos tres conectores de este tipo. Actualmente puedes encontrar tres tipos de estándar: HDMI 1.0, HDMI 2.0 y HDMI 2.1. Te aconsejamos que tu TV tenga HDMI 2.1 pues alcanza los 48 Gbps frente a los 18 Gbps de HDMI 2.0.

Ethernet: Es uno de los puertos básicos de tu televisión para poder conectarla tanto a ordenadores como al router de Internet sin necesidad de usar wifi, sino mediante cable. Esto tiene la ventaja de que no tendrá interferencias y además es capaz de ofrecer conexiones rápidas.

USB: Por último pero no menos importante es que al comprar un televisor te asegures de que tenga al menos dos puertos USB, ya que es uno de los conectores que más vas a utilizar. Es el puerto por el que se conectan los discos duros externos, pendrives y otros dispositivos de almacenaje.

8. Elegir bien el tamaño de la TV

cómo elegir el tamaño de la tv

Siempre se ha dicho que cuanto más grande la tele, mucho mejor. Pero la realidad es que lo conveniente es que tengamos en cuenta que el tamaño óptimo varía en función de varios factores y si no los tenemos en cuenta puede que compremos una televisión con unas dimensiones desproporcionadas y que no podamos sacarle partido. Sería algo así como desperdiciar dinero sin ningún sentido ya que no podremos verla bien.

El parámetro más importante es la distancia focal, que es la distancia entre la pantalla y el sitio donde estemos ubicados para ver la tele. Si compras una televisión demasiado pequeña y no te sitúas a la distancia focal óptima no podrás ver bien las imágenes, pero si por el contrario compras una demasiado grande tendrás cansancio ocular y dolor de cabeza.

Otro parámetro que hay que tener en cuenta es la resolución de la televisión, ya que cuanto menor sea más lejos deberemos ponernos para no ver pixelada la imagen. Y por el contrario, si la pantalla tiene mucha resolución, deberemos situarnos más carca para poder ver bien todos los detalles.

Estas distancias varían según quien ofrezca los datos, pero suelen ser bastante similares para todos los fabricantes de TV. Según la marca Panasonic, las distancias recomendadas para cada tamaño y resolución de tele (SD, HD, 4K) son las siguientes:

De todos modos, si dudas en el tamaño lo que hay que hacer es comprar la TV un poco más grande, ya que poco a poco la vista se va acostumbrando al equipo que tiene delante y además las imágenes son muy  espectaculares en aparatos grandes.

9. Forma del televisor que queremos comprar

forma del televisor

¿Qué tv me compro en función de su forma?. Una vez que tenemos clara la resolución mínima que tiene que tener nuestro televisor es el turno de elegir entre pantalla plana o curva.

En los últimos años han ido apareciendo cada vez más televisores curvos y parece que vienen para quedarse. Es una evolución tecnológica y está demostrado que es una opción a tener en cuenta, ya que tiene puntos fuertes que en algunos casos las hacen más aconsejables que las pantallas planas.

Entre las ventajas de esta tecnología está la de mejorar la experiencia de visualización, pues estamos inmersos en lo que ocurre en la tele. Todo lo que vemos es muy realista pues todos los puntos de la tele se encuentran a la misma distancia de nosotros. Es decir, todo es mucho más realista porque se asemeja a lo que ocurre de verdad en nuestros sentidos.

Además, las imágenes se ven mucha mayor calidad en un televisor curvo, pues hay menos reflejos en general porque nosotros nos encontramos en el foco de la tele, vemos todo con un ángulo perfecto y tenemos la sensación de que la pantalla es más grande de este modo.

Como ves en la siguiente imagen, los televisores planos tienen zonas de distorsión si no nos encontramos a la distancia adecuada:

beneficios de las pantallas curvas

La única pega que tiene este tipo de monitores es que para experimentar con total garantía estas mejoras de visualización debemos estar sentados en frente de la televisión. Si somos muchas personas en una misma habitación y debemos sentarnos desplazados, en ese caso veremos las imágenes con menos realismo y muchos reflejos.

En definitiva, si somos un núcleo familiar muy grande y no podemos disfrutar de la televisión sentados delante de ella perderemos muchas de las prestaciones y lo correcto sería optar por un televisor plano de cualquier tienda, de los de toda la vida puesto que son baratos.

10. Accesorios y complementos

Antes de saber qué televisor comprar debes pensar qué características debe reunir esa TV ideal y en este punto los accesorios que tenga la televisión pueden ser un punto importante.

  • Cámara web: Desde hace unos años algunas Smart TV ofrecen la posibilidad de comprarlas con una webcam integrada en la parte frontal. Esto te va a permitir hablar y hacer videoconferencias con otras personas.
  • Soporte de pared: El soporte de pared te ofrece la posibilidad de colocar la TV sin la necesidad de utilizar una mesa donde apoyarla. Esto es de gran ayuda en habitaciones pequeñas donde no tenemos suficiente espacio. Además estos soportes son giratorios por lo que puedes orientar la pantalla de tu TV barata hacia donde quieras.
  • Auriculares inalámbricos bluetooth: La mayoría de las televisiones actuales permiten conectar cascos que son especialmente útiles cuando no quieres molestar al resto de miembros de la casa o a los vecinos. Además, al ser bluetooth no hace falta que utilices cables, por lo que podrías ponerte a una gran distancia de la TV para disfrutar de la programación.
  • Gafas 3D: Si quieres la mejor experiencia de visionado elige una TV que sea capaz de reproducir formatos 3D y que tenga incluidas las gafas. Sólo necesitarás un Blue-Ray o vídeo que esté grabado en este formato.
  • Barra de sonido: La calidad del sonido suele ser el punto débil de la mayoría de televisores, por eso si quieres una experiencia de sonido perfecta necesitas una TV que pueda conectarse a una barra de sonido.

Estas son las cosas que tener en cuenta al comprar una TV nueva, piensa cuáles son más importantes para ti y si tienes suficiente presupuesto para ello. Para seguir ayudándote vamos a ofrecerte los siguientes modelos recomendados, que puedes ver en Amazon y que son enlaces de afiliado.

Modelos que te recomendamos según tu presupuesto

De 300 a 500 euros: CHiQ y Crystal UHD TU8005

CHiQ

chiq

Empezamos la lista sobre que TV comprar con uno de los modelos más vendidos de la marca CHiQ, un televisor de 40 pulgadas que cuenta con resolución Full HD de 1080p, sistema de sonido Dolby Audio y una frecuencia de refresco de 50 Hz. Su panel es de tecnología LED y cuenta con 8 bits de profundidad de color, por lo que tiene una gran calidad de imagen a pesar de tener un precio muy reducido.

Entre sus características destaca su montaje de pared y que además cuenta con dos puertos USB y uno HDMI. Al ser una Smart TV puedes descargar multitud de aplicaciones como juegos o servicios de video bajo demanda.

Características:

  • Pulgadas: 40″
  • Resolución: Full HD
  • Tipo de panel: LED

Crystal UHD TU8005

crystal-uhd-tu8005

La comparativa de Smart TV continúa con este televisor de la marca Samsung es de mayor tamaño que el anterior ya que es de 50 pulgadas, perfecto para estancias más grandes. Estamos hablando de un modelo más completo que el CHiQ tanto en conectividad, como resolución o frecuencia.

Su panel LED y la resolución 4K le permiten reproducir cualquier tipo de fuente de vídeo y al ser compatible con el estándar HDR 10+ obtendrás un brillo increíble que realza los colores y los hace más realistas. Pero si por algo destaca es por su conectividad ya que cuenta con Bluetooth, puertos USB, Ethernet, HDMI y conexión WiFi.

Por último nos ha llamado la atención su aplicación para el móvil TapView gracias a la cual puedes reproducir cualquier contenido del móvil en tu televisor sin necesidad de dispositivos externos como el Chromecast de Google o una Android Box.

Características:

  • Pulgadas: 50″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: LED

De 500 a 1.000 euros: Samsung Q60T y Sony KD-65XH8196

Samsung Q60T

samsung-55q60t

Si tu presupuesto oscila entre los 500 y los 1.000 euros ya podemos empezar a pensar en los paneles QLED. En concreto el modelo Q60T de Samsung es uno de los que tiene mejor relación calidad-precio, ya que por un precio aproximado de 750 euros tienes un televisor con resolución 4K y un tamaño de 43 pulgadas. Es perfecto para salones de tamaño medio o para dormitorios grandes.

Esta TV QLED es compatible con los estándares HDR, HDR10, HDR10+ y Quantum HDR que te ofrecen un contraste de colores prácticamente perfecto. Pero incluye mucho más, como la tecnología Objecting Tracking Sound+ que sincroniza imagen y sonido de una forma que te sumergirá dentro del vídeo como nunca antes habías experimentado.

También ofrece el sistema Active Voice Amplifier que mejora la nitidez y claridad de los sonidos y conversaciones, así como el sistema Multi-View para poder reproducir en la TV cualquier cosa que podamos ver a través del dispositivo móvil. Además, es compatible con el asistente de voz Alexa. Como te hemos dicho es el mejor televisor calidad precio de la comparativa.

Características:

  • Pulgadas: 43″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: QLED

Sony KD-65XH8196

Sony-KD-65XH8196

Está dentro del grupo de los mejores TV del mercado, por lo que si quieres una televisión de gran tamaño sin gastarte mucho dinero entonces el modelo KD-65XH8196 de Sony es uno de las mejores televisores. Por 1.000 euros tendrás una pantalla de 65 pulgadas y que cuenta con una resolución 4K. La tasa de refresco es de 60 Hz y su panel es de tecnología LED.

Una de las características que mejor define a esta TV es «gran calidad de imagen» ya que es compatible con HDR y con Dolby Vision lo que hace que sus colores y brillo sean espectaculares. Además, está especialmente diseñada para funcionar junto con un Android TV (no incluido), por lo que podrás utilizar el televisor como un centro de ocio y juegos multimedia.

Es compatible con el asistente Google Home, por lo que puedes controlar la TV con la voz siempre que quieras y cuenta con sistema de movimiento mejorado Motionflow XR, así como un sonido espectacular gracias al Altavoz X-Balanced.

Características:

  • Pulgadas: 65″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: LED

De 1.000 a 2.000 euros: Philips OLED854/12 y LG CX-ALEXA

Philips OLED854/12

55oled854-12

El primer televisor de Philips de esta comparativa es el modelo OLED854/12, que como su nombre indica cuenta con un panel con tecnología OLED y tiene un tamaño de 55 pulgadas. Es uno de los más asequibles de la marca para estas dimensiones y además destaca por tener compatibilidad con Dolby Vision y HDR 10+.

La resolución máxima que es capaz de ofrecer es 4K y puedes controlar el televisor con el asistente de voz de Google y con Alexa. Además, cuenta con el sistema de audio Dolby Atmos que mejora la calidad del sonido para que vivas la experiencia de inmersión total dentro de las películas.

Pero no podemos explicar las características de un televisor Philips sin dejar de hablar de la tecnología Ambilight que es propiedad de la empresa. Este sistema ofrece retroiluminación en la parte trasera del televisor que cambia de forma dinámica con lo que se puede ver en la tele, una forma de mejorar la experiencia de visionado. ¿Es la mejor TV 4k de la comparativa?. No, pero su relación calidad-precio es excepcional.

Características:

  • Pulgadas: 55″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: OLED

LG CX-ALEXA

tv-lg-oled55cx-alexa

El televisor LG CX-ALEXA es un gran producto con un precio muy ajustado a las características que ofrece. Por poco más de 1.500 € tenemos una TV de 55 pulgadas, capaz de reproducir contenidos en 4K en un panel de tecnología OLED de gran calidad.

También destaca su conectividad, pues tiene USB 2.1, HDMI y Wifi (funciona con Google Home y Alexa) y es compatible con varios formatos HDR como Dolby Vision, Technicolor, HDR10, HLG y HDR Conversor. En cuanto al audio también destaca su capacidad para trabajar con Dolby Atmos.

Un Smart TV muy completo catalogado como uno de los mejores productos de este año y que te recomendamos probar desde Tecnobeta. Si estás buscando qué tele comprar, ésta es una de las mejores opciones.

Características:

  • Pulgadas: 55″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: OLED

De 2.000 a 5.000 euros: LG 55OLEDB6D y Sony KD-55AG9

LG 55OLEDB6D

lg-oled-55oledb6d

Por menos de 3.000 euros tienes uno de los mejores Smart TV del mercado, el modelo 55OLEDB6D de la empresa LG. Como en el caso anterior su resolución es 4K y su pantalla es de tecnología OLED, pero este modelo es realmente potente en su conectividad, donde es difícilmente superable. Dispone de conexión inalámbrica Wifi y Bluetooth, así como cuatro entradas HDMI, entrada Ethernet y 3 conectores USB.

Es una TV de gama alta que es aconsejable para estancias grandes donde puedas sacarle el máximo partido, ya que es perfecta para ver películas o jugar online. Si quieres darte un pequeño capricho esta es tu televisión ya sea en el formato de 55 pulgadas como en el de 65 pulgadas. Es sin duda el mejor Smart TV de la comparativa.

Características:

  • Pulgadas: 55″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: OLED

Sony KD-55AG9

kd-55ag9

El modelo Sony KD-55AG9 es un televisor de alta gama especializado en gamers y clientes con alto nivel de exigencia. Esta TV tiene una pantalla OLED de 55 pulgadas que cuenta con una resolución máxima 4K y una frecuencia de 100 Hz. Destaca también por su baja latencia y tiempo de respuesta.

Tiene una gran conectividad como demuestran sus conexiones MHL, Bluetooth, Wi-Fi, USB, Ethernet y HDMI. Es compatible con la tecnología HDR y Dolby Vision gracias a las cuales disfrutarás de colores y luminosidad de gran calidad. Si todavía dudas que TV comprar y tienes suficiente presupuesto ésta es una opción muy buena.

Características:

  • Pulgadas: 55″
  • Resolución: 4K
  • Tipo de panel: OLED

La guía definitiva para comprar un televisor y qué modelos recomendamos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

  • Responsable: Tecnobeta
  • Finalidad: Gestionar todo tipo de comentarios y resolver dudas.
  • Legitimación: El consentimiento que nos das.
  • Destinatarios: Los datos que nos ofreces están en los servers de la empresa de alojamiento web Dinahosting SL.
  • Derechos: Puedes ejercer tus derechos de acceso, modificación o eliminación total o parcial.
  • Correo para contactar: contacto[arroba]tecnobeta.net
  • Información adicional: Accede a nuestra política de privacidad y protección de datos.